EL OCASO DEL DÓLAR ASOMA POR OCCIDENTE