LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL, LA “MÁQUINA DE VAPOR” PARA LA ECONOMÍA MUNDIAL