Intimidad de la ministra que maneja $ 53.000 millones para los pobres. Padre banquero y guiños para el Papa. El miedo a diciembre.

CAROLINA STANLEY, LA CARA SOCIAL DEL AJUSTE