LA VENTA DE INSUMOS PARA LA CONSTRUCCIÓN BAJÓ 7% EN 2018