JUNCKER PIDE A EUROPA RECHAZAR LAS TENDENCIAS NACIONALISTAS