Solo cumple 51% de expectativas por violencia de género.

URUGUAY, UN EJEMPLO DE LOS DERECHOS SEXUALES