Durante varios meses se buscó información para determinar si lo que había escrito Oscar Centeno en sus cuadernos era correcto

LAS ANOTACIONES DEL CHOFER DE ROBERTO BARATTA QUE LA JUSTICIA YA LOGRÓ CORROBORAR