CRISTINA KIRCHNER EVITÓ ESTAR CARA A CARA CON EDUARDO FEINMANN: NO HUBO CONCILIACIÓN