LO QUE FALTABA: AHORA, LA SOJA SE BROTA POR LAS CONSTANTES LLUVIAS