EL APOYO A LOS PRESOS DEL ‘PROCÉS’ FRACTURA A LOS SINDICATOS EN CATALUÑA