EL PARLAMENTO DE ECUADOR DESTITUYE A SU PRESIDENTE