Se trata de Carlos Quintana, complicado con un fraude en IOMA por $2.800 millones.

TRAS LA CAÍDA DE BALCEDO Y MEDINA, AHORA LA JUSTICIA APUNTA CONTRA EL JEFE DE UPCN EN LA PROVINCIA